Tema

Mes del orgullo LGTBQ+

Videos

Activistas reclaman justicia para una transexual asesinada en Bolivia

La Paz, 26 ago (EFE).- Activistas por los derechos de la comunidad LGBTI en Bolivia reclamaron justicia por el asesinato de la transexual Litzy Hurtado con un plantón ante un tribunal donde desde este jueves se inició el juicio por este caso ocurrido en diciembre de 2018. Una decena de activistas y familiares de la joven llegaron hasta las puertas del Juzgado Cuarto de Sentencia de la ciudad de El Alto, vecina de La Paz, para acompañar el inicio del proceso judicial. "Justicia para Litzy", "basta de transfobia", "no más crímenes de odio" y "que el odio y la intolerancia no cieguen a la justicia" fueron algunos de los mensajes de las pancartas expuestas por los manifestantes para reclamar que el crimen no quede impune. Litzy tenía 24 años cuando fue asesinada en una discoteca, donde primero recibió agresiones de un grupo de hombres y finalmente fue apuñalada con un destornillador que la hirió de muerte. "Yo pido que haya justicia para mi hermana y también para mí, y dar garantías para mi persona", dijo a Efe Davinia, hermana de Litzy. En declaraciones a Efe, la presidenta de la Organización de Travestis, Transgéneros y Transexuales Femeninas de Bolivia (Otraf), Luna Humérez, lamentó que hayan transcurrido más de dos años desde la muerte de Litzy sin que se hiciera justicia en su caso. "La justicia se ha retardado demasiado para hacer estos juicios orales porque hay pruebas, hay videos, hay todo para señalar a los sindicados y no se ha hecho el debido proceso para que de una vez tengamos sentencia en este caso", denunció Humérez. La activista tiene la esperanza de que en esta ocasión el proceso sí avance y se llegue a una sentencia. Se calcula que en los últimos años ha habido unos 70 crímenes de odio en Bolivia, aunque la cifra es una aproximación basada en datos recolectados por organizaciones civiles a falta de información oficial debido a que este tipo de delitos no está tipificado como tal en la legislación boliviana. Un caso emblemático para la comunidad LGBTI es el de la transexual Dayana Kenia, torturada y degollada por su pareja en abril de 2016. El caso de Dayana Kenia es el único que concluyó con una sentencia judicial, lo que fue posible por el impulso de sus familiares y los colectivos defensores de esta población. "Y es por eso que nosotras seguimos movilizándonos para que todos los casos no queden impunes y que no se siga asesinando a las compañeras trans como viles perros", manifestó Humérez. Entre enero de 2020 y mayo de 2021 se han registrado unas 57 denuncias de la población LGBTI, la mayoría de ellas relacionadas con peticiones de igualdad y no discriminación, de garantías de debido proceso y acceso a la justicia, derecho a la integridad personal, la identidad y acceso a la salud, según datos de la Defensoría del Pueblo. (c) Agencia EFE
  • 01:14
  • 03:36
  • 01:35
  • 01:54
  • 00:53
  • 01:57
  • 03:14
  • 01:04
  • 01:42
  • 05:20

Más En exclusiva

Ver más En exclusiva